Todo lo que quisiste saber de Twitch y no te atreviste a preguntar

Todo lo que quisiste saber de Twitch y no te atreviste a preguntar

Salimos de un año complicado y entramos con ilusión en este 2021, que por ahora apunta a ser más caótico que el ciclo pasado. Es probable que a más de uno se le atragantaran las uvas este año. Con la resaca de una nochevieja distinta, los que desde luego casi seguro tuvieron una mala digestión fueron los responsables de las televisiones al descubrir un nuevo rival que hasta ahora no habían tenido en cuenta: Twitch.

Sin tener que recurrir a la tradición como TVE o al vestido de Pedroche (minuto de oro con 6.335.000 espectadores frente a la pantalla), un joven llamado Ibai Llanos se hacía un hueco en muchos hogares. El joven streamer español convierte en oro todo lo que toca, (si todavía no lo conoces, llegas tarde), hizo su particular versión de las campanadas y logró nada más y nada menos que 552.345 espectadores que vieron su retransmisión de las campanadas. Llanos fue felicitado (en Twitter) incluso por el entonces ministro Salvador Illa. ¡Poca broma!

Pero ¿por qué las televisiones tradicionales y los sistemas VOD deberían empezar a preocuparse por una plataforma como Twitch, que nació para retransmitir partidas de videojuegos en directo?

Imagen1_560

Evolución de horas emitidas en Twitch en 2020

Bien, llegados a este punto hay que empezar a analizar el fenómeno. Lo primero es saber que detrás de Twitch está una compañía como Amazon (que como es de sobra conocido, no da “puntada sin hilo”). El negocio publicitario de Amazon facturó en 2020 cerca de 17.000 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 50% con respecto a sus ganancias del pasado año, según estimaciones del Financial Times. Esto implica que la empresa de Jeff Bezos está comenzando a probar porciones de una tarta que se dividían, hasta ahora casi en exclusiva, Google y Facebook.

Imagen2_560ok

Horas stremadas en las principales plataformas 2019 VS 2020

Cuando decimos que Twitch compite con las televisiones tradicionales y plataformas VOD como Netflix, es porque ya podemos encontrar multitud de canales con contenidos realmente variados dentro de ella: Desde los clásicos de videojuegos, a clases de yoga, pasando por  el análisis político de EEUU con el aclamado analista Emilio Doménech, (más conocido como Nanisimo), que se ha convertido en un referente en nuestro país en la materia gracias a los especiales de La Sexta sobre las elecciones americanas y la toma del Congreso. Si hoy el personaje de Sheldon Cooper (Big Bang Theory), crease su canal de “Diversión con banderas” no lo haría en YouTube, lo haría en Twitch.

Y sobre política y banderas americanas, tenemos ejemplos como el de la candidata estadounidense, Alejandra Ocasio-Cortez, que cuenta con su propio canal. Durante la campaña electoral incluyó en su estrategia las retransmisiones en directo de videojuegos con streamers, para captar votos de los más jóvenes. Y parece que le funcionó porque llegó a alcanzar 439.000 espectadores en la primera partida, quedándose en 350.000 espectadores tras dos horas de juego. ¡Spoiler alert!: no tardaremos en ver a algún político español haciendo sus pinitos en la plataforma.

Pero ¿por qué el éxito de Twitch?

¿A qué se debe esta migración de los creadores de contenidos?

De hecho, muchos youtubers se han mudado. No sólo a Andorra. También han migrado a Twitch, ya sea a tiempo completo o combinando ambos canales.

Mientras la migración al principado es relativamente reciente, el caso de la migración a Twitch tuvo su momento álgido hace ya casi 4 años. En ambos casos la clave está en la cartera de los generadores de contenidos. La monetización que ofrece la plataforma de Amazon es mucho más favorable gracias a la entrada de ingresos por una doble vía: las visualizaciones y los suscriptores. En cambio, Youtube  (propiedad de Google) estaba limitado en aquel momento en exclusiva a la monetización gracias a los anuncios en las reproducciones. Unas políticas mucho más severas en cuanto a monetización dieron como resultado una clara victoria de Twich, que creció como la espuma.

Los tentáculos de estos creadores llegan ya a otros canales como demuestra “Toxicidad fuera, mala vibra fuera”. Otro de los “greatest hits” del momento de Ibai Llanos. La canción se ha convertido en todo un himno en la red gracias a la colaboración de otros conocidos usuarios de Twitch, como Lucas Requena y ortoPilot. ¿Y qué crees que pasó? Pues que el single se ha convertido en un bombazo en Spotify y YouTube, donde sumó más de 2 millones de visualizaciones en pocos días.

Sí, ha quedado claro. Ibai Llanos lo peta en sus canales, pero hay otros streamers españoles que le acompañan en el ranking en las primeras posiciones. TheGrefg, otro de ellos, llegó a los 2,4 millones de espectadores en su canal durante la presentación de su ‘skin’ (el vestuario de los personajes) para el famoso videojuego ‘Fornite’.

Y llegamos a la madre de todas las preguntas: ¿Se deben lanzar las empresas a crear un canal de Twitch y difundir sus contenidos? La respuesta es un “depende”.

Como en cualquier canal que se use para implantar una estrategia publicitaria, la clave es saber si el target objetivo se encuentra ahí. Lo prioritario es la creación de un contenido que encaje con esa audiencia, sin olvidar los objetivos que buscas.

Autor

José Varela Aldariz

Responsable de Redes Sociales en Grow
INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable GROW COMUNICACIÓN, S.A.
Finalidad Tus datos serán tratados A) para gestionar su solicitud de empleo; B) Si así lo ha solicitado, para gestionar el envío de la newsletter de GROW                                                    
Legitimación A) Consentimiento ((por remisión de formulario "Trabaja con Nosotros")

B) Consentimiento (por solicitud de newsletter)

Destinatarios No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal
Derechos Acceder, rectificar, suprimir tus datos

y otros según lo previsto en "Información Adicional"

Información Adicional Consulte información adicional y detallada sobre Protección de Datos
INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable GROW COMUNICACIÓN, S.A.
Finalidad Tus datos serán tratados A) para gestionar su solicitud de contacto; B) Si así lo ha solicitado, para gestionar el envío de la newsletter de GROW                                                    
Legitimación A) Consentimiento (por remisión de formulario de contacto)

B) Consentimiento (por solicitud de newsletter)

Destinatarios No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal
Derechos Acceder, rectificar, suprimir tus datos

y otros según lo previsto en "Información Adicional"

Información Adicional Consulte información adicional y detallada sobre Protección de Datos